JUEVES 9/9: PARO DE 24 HS. EN LA UNT SE VIOLAN LOS PROTOCOLOS Y SE ARRIESGA LA SALUD DE ESTUDIANTES, DOCENTES Y NO DOCENTES

Reclamamos que se cumpla la reglamentación vigente

Reclamamos también un salario igual a la canasta familiar

Las autoridades de la UNT han decidido terminar con el sistema de burbujas y con los protocolos de cuidado contra el COVID en todas las escuelas preuniversitarias.

Una vez más, se han encolumnado con las irresponsables medidas de los Gobiernos Nacional y Provincial, que solo persiguen el objetivo electoral de distraer a la población ante el derrumbe educativo que ha producido su manejo de la pandemia.

Las autoridades no dudan en violar los protocolos y la reglamentación vigente, como venimos denunciando desde ADIUNT.

No garantizan ni la más mínimas medida de cuidado, como podría ser la ventilación cruzada, los medidores de calidad del aire, los testeos masivos y semanales, como se hace en gran parte del mundo, o la provisión de Elementos de Protección Personal adecuados.

No les importa el amontonamiento en las escuelas ni en el transporte público, ni tampoco la opinión de la comunidad preuniversitaria.

La docencia de las Escuelas preuniversitarias, no solo no es consultada en todo este proceso, sino que, ante el pedido de que las autoridades de la UNT informen qué criterios tienen en cuenta para el retorno a la presencialidad, el Rector les recuerda que no tienen ciudadanía preuniversitaria!!!
Reiteramos que toda presencialidad debe debatirse en el ámbito de la Paritaria Docente de la UNT, cuestión que las autoridades también incumplen.
La cuestión salarial

El gobierno nacional se apresta a firmar con la burocracia sindical una “revisión salarial” que, nuevamente, nos va a dejar por debajo de la inflación.

En mayo, nos negamos a firmar la paritaria de ajuste porque el 35% en 6 cuotas hasta 2022 no alcanzaba para nada. Ahora, con un claro interés electoral, el gobierno convocó la Mesa de negociación salarial pero para imponer nuevamente porcentajes por debajo de la inflación: pretende ahora un 47% en 9 cuotas hasta marzo de 2022, cuando la inflación por entonces superará el 60%.

Desde ADIUNT rechazamos esta maniobra y planteamos una lucha real por el salario: $65000 para el cargo testigo; Por un salario igual al costo de la canasta familiar de la docencia universitaria y preuniversitaria.

Llamamos al conjunto de la docencia universitaria de todo el país, en especial a la que está nucleada en Conadu Histórica, a rechazar este nuevo ajuste sobre nuestros bolsillos y a poner en pie un plan de lucha para recuperar el salario.

Todos al paro del Jueves 9/9

ADIUNT